Finanzas

La mentira de Subway… su pan no es pan, legalmente

La justicia irlandesa determinó que el pan de Subway debe pagar impuestos porque: no se trata de pan, sino de bollería, por la cantidad de azúcar que ofrece a los consumidores.

Muchos son los alimentos que forman parte de la dieta de millones de personas alrededor del mundo, ya que sus cadenas ofrecen productos elaborados y con cierta garantía. Tal es el caso de Subway que, al parecer ha estado vendiendo emparedados con pan que no es pan.

Según la justicia Irlandesa determinó  que la compañía Bookfinders quiso librarse de pagar un buen montón de impuestos. Esta empresa ostenta los derechos de comercialización de los Subway en Irlanda.

En 2006, la empresa solicitó la devolución de una parte del IVA que pagaba por sus productos alegando que el pan de sus bocadillos es un producto esencial, y que por tanto no debería estar sujeto a pagar el 13.5 por ciento de IVA como ocurre con otros bienes no esenciales.

La ley que regula el IVA en Irlanda se remonta a 1972 y está llena de matices y casos específicos que hace que, por ejemplo, la comida servida en restaurantes solo pague IVA si se consume dentro del local.

Lee: Alpura descuida control de calidad y sigue apareciendo hongo en su crema

La comisión de la hacienda irlandesa que llevaba el caso denegó la petición; sin embargo, Bookfinders apeló y la demanda terminó, años después, en el tribunal supremo del país.

La decisión de los jueces de esta corte es definitiva al determinar que el pan de Subway debe pagar impuestos porque: no se trata de pan, sino de bollería.

Luego de una compleja explicación en un documento de 51 cuartillas, el documento señala que el pan de la popular compañía de comida rápida tiene un contenido de azúcar del 10 por ciento del peso total de la harina.

Para que un alimento se considere pan bajo la ley fiscal irlandesa, el contenido de azúcar no debe superar el 2 por ciento del de harina. A partir de ahí el alimento se considera “confitería”. Por lo que no puede haber devolución de impuestos para Bookfinders.

En Europa, el pan tradicional “no lleva azúcar”, cada vez hay más compañías que abusan del azúcar y de muchos otros aditivos para dotar al pan de un sabor “más agradable”. También se añaden en exceso otros productos como la levadura o la sal.

En Estados Unidos, donde el porcentaje de azúcar no está estrictamente regulado hay marcas de pan de molde que contienen el equivalente a cuatro gramos de azúcar en una sola rebanada.

El caso KFC

Desde hace unos años, 29 para ser exactos, Kentucky Fried Chicken cambió su nombre sólo a KFC , ya que buscaban deshacerse de la palabra ‘Fried’ (‘frito’ en inglés). De esta forma, esperarían que la gente no pensara que está consumiendo comida grasosa.

Esta creencia fue reforzada por el comunicado de prensa que dio la empresa en donde decía que, como estaban ofreciendo platillos más saludables, querían que todo mundo percibiera esto con su nuevo nombre.

Sin embargo, además de esta razón, existía otra que quizá era más poderosa. Y es que, en 1990, el estado de Kentucky decidió registrar su nombre como marca con el fin de obtener dinero para pagar parte de su deuda estatal, lo que quería decir que cualquier persona o empresa que usara la palabra Kentucky tenía que pagar el derecho de usarla.

Kentucky Fried Chicken estuvo negociando durante un año con el gobierno estatal, pero finalmente no llegaron a un acuerdo y la empresa decidió cambiar su nombre y simplemente usar las iniciales que vemos hasta el día de hoy en todas sus sucursales.

1 comentario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: